patibular

el príncipe
fue condenado
a muerte
   por pilotear un avión
—lo que más le gustaba—
por subvertir el orden
que regía los principios
               del vuelo

aceptaba la muerte
tan natural
que daba miedo

no hacía más que deambular
por los corredores
con la reina y las cortesanas
esperando el llamado del verdugo

Rex estaba furioso
porque la ejecución
arruinaría los carnavales

De viva voz

Audio clip: Adobe Flash Player (ver­sion 9 or above) is required to play this audio clip. Down­load the lat­est ver­sion here. You also need to have JavaScript enabled in your browser.

Volver a Con­tenidos de los dados flojos

One Comment

  • Exce­lente título.
    El mundo de las reglas, el del “Gran Inquisidor” de los otros poe­mas aparece aquí y no acatarlo tiene mor­tales con­se­cuen­cias.
    “tan nat­ural”, muy bien no decir “nat­u­ral­mente” porque sería cor­ri­ente, queda mejor así: “nat­ural”.
    Es el hom­bre con Mis­ión que desafía el mundo estable­cido y acepta las con­se­cuen­cias de su rebeldía.
    Parece ser que la madre, juega un papel pro­tec­tor y con­de­scen­di­ente, el prob­lema es con el mundo paterno.
    El sac­ri­fi­cio no es impor­tante para el padre, arru­ina indifer­ente­mente la vida del hijo.

Leave a Reply

Your email is never shared.Required fields are marked *